Categorías
Marketing

¿Qué es el famoso clickbait?

El clickbait es una práctica bastante común en internet y redes sociales. No es algo reciente, ya que ha sido utilizado durante varios años como una estrategia para llamar la atención de los usuarios y aumentar el tráfico hacia ciertos contenidos en línea. 

Se puede decir que ha evolucionado con el tiempo, adaptándose a las plataformas y tendencias actuales, pero su uso ha estado presente desde hace bastante tiempo en el ámbito digital. ¡Descubre el mundo del clickbait y cómo afecta tu experiencia en línea! En este nuevo blog te invitamos a profundizar en este tema y para aprender a reconocer y evitar su influencia en la web.

¿Qué es el clickbait?

El clickbait, derivado de “clic” y “cebo“, es una estrategia de marketing que busca atraer la atención de los usuarios con títulos o miniaturas llamativas, exageradas o sensacionalistas. En la práctica, se manifiesta a través de titulares intrigantes, promesas exageradas y contenido visual impactante, diseñados para incitar a los usuarios a hacer clic y visitar una página web o consumir cierto contenido en redes sociales.

| Te puede interesar: ¿Qué podemos hacer por ti en nuestra agencia?

El clickbait puede ser visto como una estrategia desesperada para llamar la atención en un entorno digital saturado de información. En un océano infinito de contenido, los creadores a menudo recurren a titulares llamativos y exagerados para destacar entre la multitud. Sin embargo, esta práctica puede erosionar la confianza del público si se abusa de ella, ya que puede generar decepción y descontento cuando el contenido no cumple con las expectativas creadas por el título.

¡Descubre el mundo del clickbait y cómo afecta tu experiencia en línea! En este nuevo blog aprenderás a reconocer y evitar su influencia en la web.

Lo ideal sería que como creadores de contenido se proporcione titulares precisos y honestos que reflejen fielmente el contenido, evitando la manipulación y promoviendo una experiencia genuina para los usuarios.

¿Por qué se sigue utilizando el clickbait?

El clickbait se utiliza para atraer la mayor cantidad de visitantes a una página web aprovechando la curiosidad del usuario, aunque no siempre cumple con sus expectativas. Esta práctica puede incluir enlaces ambiguos y contenido llamativo sin sustancia. 

| Te puede interesar: Las 5 cosas infaltables para tu marca

Aunque algunos consideran que conseguir muchos clics es importante, es crucial ofrecer contenido con algún tipo de valor para evitar altas tasas de rebote y mejorar el posicionamiento en buscadores como Google. Podría concluirse entonces que el clickbait persiste porque, en un entorno saturado de información, captar la atención del público se ha vuelto una tarea extremadamente difícil, y el clickbait ofrece una forma rápida de destacarse, aunque a menudo a expensas de la calidad del contenido. 

¿Dónde y cómo suele emplearse el clickbait?

El clickbait, aunque tiene su origen en los medios digitales, puede tener aplicaciones en otros contextos fuera de la web. Por ejemplo, en los medios tradicionales como la televisión o la prensa escrita, se pueden emplear titulares sensacionalistas para atraer la atención del público. Además, en la vida cotidiana, el clickbait puede manifestarse en tácticas de marketing, publicidad engañosa o incluso en conversaciones personales donde se exageran eventos o situaciones para llamar la atención. En resumen, si bien el término “clickbait” se originó en internet, sus principios pueden aplicarse en diversos ámbitos de la vida moderna.

¡Descubre el mundo del clickbait y cómo afecta tu experiencia en línea! En este nuevo blog aprenderás a reconocer y evitar su influencia en la web.

¿Cuáles son las ventajas y desventajas de usar clickbait?

Ventajas:

  • Despertar interés en los internautas para dar clic en un enlace a fin de que aparezca como resultado en los motores de búsqueda, lo que se traduciría en un mayor tráfico orgánico al sitio web.
  • Mejorar el posicionamiento en la web y mantenerte en los primeros lugares, que podría incidir en una mayor relevancia percibida por los algoritmos de los motores de búsqueda.

Desventajas:

  • Generar inconformidad en los usuarios, pues cada vez son más aquellos que rechazan este tipo de práctica e incluso suelen reclamar por tener una mala experiencia en el sitio web. Su efecto es la pérdida de confianza y credibilidad en la marca.
  • Puede crear una alta expectativa que rebase el contenido ofrecido y desalentar al visitante. Trae como efecto un aumento en la tasa de rebote y disminución en el tiempo de permanencia en la página.
  • Puede representar un branding negativo al vincular la imagen de la marca a titulares falsos o contenidos carentes de credibilidad. En otras palabras, se deteriora la reputación y la percepción de la marca por parte de los usuarios.